Como pagar menos en tu factura de la luz

Se trata de una de las preguntas más frecuentes y que más interesa a todo el mundo, así que te vamos a enseñar cómo hacerlo muy fácilmente. Para ello, veremos algunos trucos prácticos que evitan gastos de electricidad innecesarios pero, sobre todo, explicaremos lo principal para poder tener un ahorro de verdad mes a mes. Para entender cómo pagar menos en tu factura de la luz, empezamos por los pasos más importantes.  

1. Conoce bien qué tipo de consumo haces

Para pagar menos en tu factura de la luz, debes saber bien tu patrón de consumo. Si no conocemos este dato, es imposible aprovechar los mejores precios.

En Enérgya-VM te ofrecemos siempre, a través de tu oficina online, un gestor energético. Es decir, un apartado donde puedes ver tu información de consumo, de manera que puedas conocerlo y controlarlo mejor. Con una total transparencia, te ofrecemos información detallada y propuestas de optimización para ti. Sabemos que cada hogar es diferente y tiene unas necesidades distintas, por eso, lo primero para ahorrar es que sepas bien qué estás consumiendo, cuándo y cómo.

¿Y cómo pagar menos en tu factura de la luz una vez tengas esa información? Con el siguiente paso.

2. Elige la tarifa más adecuada para tu caso

En Enérgya-VM, te ofrecemos distintos tipos de tarifas para que escojas la que más se adapte a tu caso personal. Con nosotros puedes escoger entre un precio fijo, ideal para los que quieren saber exactamente cuánto van a pagar, o una fórmula Indextotalmente transparente, para aquellos que quieren optimizar lo que gastan y aprovechar los precios variables de la energía. Con la fórmula Index, por ejemplo, pagas el precio real de la electricidad más 2 euros al mes. Así de claro y sencillo. Y además, te damos información constante sobre ese precio.

Y, ¿cómo puedes pagar menos en tu factura de la luz? Adaptando tu consumo para un mayor uso durante las horas del día en las que el coste eléctrico es menor. En esos momentos, puedes poner lavadoras, lavavajillas o realizar actividades que requieran más gasto eléctrico, reduciendo la factura de la luz. Además, con la libertad de pasarte a un precio fijo en cualquier momento.

Teniendo en cuenta que estos dos puntos son los más importantes para disminuir tu gasto de electricidad, lo siguiente es conocer algunos trucos más y, sobre todo, crear buenos hábitos de consumo de energía que eviten un derroche innecesario.

3. Utiliza iluminación de bajo consumo

Cambiar las antiguas bombillas incandescentes por iluminación de bajo consumo te permitirá ahorrar de manera fácil y rápida. Además, esta iluminación es duradera y fiable.

De entre las nuevas tecnologías de iluminación, la más eficiente energéticamente es la LED. Pudiendo emitir luz en múltiples tonos y colores, no tienes por qué perder el ambiente acogedor que deseas y gastarás menos.Con ello, también harás un consumo responsable y más respetuoso con el medio ambiente, algo en lo que creemos profundamente en Enérgya-VM.

4. Realiza un mantenimiento básico de tus electrodomésticos

Si mantienes limpios los filtros del aire acondicionado, este tendrá que hacer menos esfuerzo para mantener la temperatura deseada. Eso significa menos gasto de luz. Lo mismo ocurre, por ejemplo, con la secadora, si limpias las pelusas que se desprenden de la ropa y se van acumulando en ella.

En el caso de la nevera, limpiar un par de veces al año las bobinas del refrigerador ayuda también a que funcionen de manera óptima, con la energía justa y sin sobreesfuerzos.  Por supuesto, recuerda siempre quitar la luz cuando hagas esas labores de mantenimiento y mira las instrucciones de los aparatos.

Si mantienes tus electrodomésticos limpios y en perfecto funcionamiento, te servirá para pagar menos en tu factura de la luz.

5. Apaga del todo tus aparatos, evitando el pequeño consumo constante que hacen

Televisores que están apagados, pero no del todo porque puedes ver la lucecita del interruptor, cargadores conectados al enchufe cuando no están cargando nada, routers y otros aparatos consumen poca electricidad por sí solos. A hora bien, todos juntos pueden tener un impacto en la factura, al estar siempre conectados a la red y consumiendo un poco de electricidad.

Por eso, apaga del todo los aparatos cuando no los estés usando. Puedes utilizar regletas con interruptor para enchufarlos y apagar el interruptor de la regleta por la noche, o cuando salgas de casa, para hacerlo más cómodamente.

6. Utiliza temporizadores para algunos aparatos

Si tienes calentador eléctrico, por ejemplo, no lo tengas constantemente encendido. Puedesusar temporizadores que conectas al enchufe, de manera que, por ejemplo, media hora antes de levantarte o de llegar a casa desde el trabajo, den paso a la electricidad para que tengas el agua caliente dispuesta para tu ducha.

Lo mismo puedes hacer para la calefacción o el aire acondicionado. Así, pagarás menos en tu factura de la luz sin renunciar a ninguna comodidad.

7. Invierte en domótica inteligente

Si tienes iluminación exterior, por ejemplo, no tienes por qué tenerla encendida todo el tiempo, sino solo cuando es necesario. Instalando sensores de movimiento para que se enciendan solo cuando hagan falta, ahorrarás.

Si inviertes en domótica y puedes controlar remotamente tus aparatos eléctricos (por ejemplo, desde tu móvil), podrás hacer un uso más inteligente de los mismos y habrás dado también con la solución a cómo pagar menos en tu factura de luz. Hoy en día, esos sistemas son cada vez más asequibles, estando al alcance de todos.

Como ves, la respuesta a cómo puedes pagar menos en tu factura de la luz es: teniendo conocimiento sobre cómo la consumes, eligiendo las tarifas que mejor te convengan y adoptando buenos hábitos de consumo eléctrico. Así, no solo ahorras, sino que contribuyes también a la sostenibilidad y el empleo responsable de la energía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.